La Comuna de París




En el año 1871, el historiador y político francés Louis Adolphe Thiers, quien fuese repetidas veces primer ministro bajo el reinado de Luis Felipe se convirtió esta vez en jefe del Estado francés. La derrota de Francia por Alemania había provocado la huída de París de toda la burguesía francesa. Los sufrimientos del asedio de París por los alemanes y la humillación de la derrota aceptada por Thiers mantenía la exasperación. Pero había un sector social que venía esperando y que pretende ahora un cambio revolucionario: «el proletariado». Aquellos derrotados de 1848 vuelven a levantarse, tomando el control del gobierno, y el 18 de marzo de 1871, establecen en París el «Gobierno de la Comuna», el primer poder proletario de la historia. Thiers rechaza cualquier negociación con los comuneros y se instala en Versalles para reconquistar París por la fuerza.





Últimos combates de la Comuna en las calles de París

La Comuna estaba formada por consejeros municipales, elegidos por sufragio universal en los distritos de la ciudad; la mayoría de estos consejeros eran obreros, o representantes reconocidos de los obreros. La Comuna ejercía los poderes ejecutivo y legislativo. El error que tuvo la Comuna fue ser demasiado blanda con sus explotadores, los burgueses, quienes conspiraban fuera de París para derribarla. Otro error fue el no construir un ejército obrero para enfrentar al ejército burgués y defender el gobierno que habían establecido. En suma, la Comuna terminó aplastada dos meses después por los ejércitos burgueses que entraron a París el 21 de mayo en la «semana sangrienta», en donde fueron fusilados masivamente obreros y revolucionarios. El movimiento obrero francés quedará mutilado durante mucho tiempo y la Comuna se convertirá en un símbolo internacional de la lucha del proletariado contra la burguesía.




0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada